sábado, 12 de diciembre de 2015

El don de la gratuidad..

Domingo 13 de diciembre

El don de la gratuidad..

III Domingo de Adviento

***

Oración preparatoria (para ponerme en presencia de Dios)

Dios mío, gracias por este momento de oración que puede transformar este domingo de adviento en algo muy especial. Te ofrezco toda mi vida, mis pensamientos, mis actividades, todo lo consagro a tu servicio.

Evangelio del día (para orientar tu meditación)

Del santo Evangelio según san Lucas 3, 10-18
En aquel tiempo, la gente preguntaba a Juan el Bautista: "¿Qué debemos hacer?"
Él contestó: "El que tenga dos túnicas, que de una al que no tiene ninguna, y quien tenga comida, que haga lo mismo".
También acudían a él los publicanos para que los bautizara: y le preguntaban: "Maestro, ¿qué tenemos que hacer nosotros?". Él les decía: "No cobren más que lo establecido". Unos soldados le preguntaron: " Y nosotros ¿Qué tenemos que hacer?"
Él les dijo: "No extorsionen a nadie ni denuncien a nadie falsamente, sino conténtense con su salario".
Como el pueblo estaba en expectación y todos pensaban que quizá Juan era el Mesías, Juan los sacó de dudas, diciéndoles: "Es cierto que yo bautizó con agua, pero ya viene otro más poderoso que yo, a quien no merezco desatarle las correas de sus sandalias. Él los bautizará con el Espíritu Santo y con fuego. Él tiene el bieldo en la mano para separar el trigo de la paja; guardará el trigo en su granero y quemará la paja en un fuego que no se extingue".
Con estas y otras muchas exhortaciones anunciaba al pueblo la buena nueva.
Palabra del Señor.

Reflexiona lo que Dios te dice en el Evangelio (te sugerimos leer esto que dijo el Papa).

«Para los padres, todos sus hijos, aunque cada uno tenga su propia índole, son igual de queribles. En cambio, el niño cuando se niega a compartir lo que recibe gratuitamente de ellos, de los padres, rompe esta relación, o entra en crisis, fenómeno más común. Las primeras reacciones, que a veces suelen ser anteriores a la autoconciencia de la madre, cuando la madre está embarazada, el chico empieza con actitudes raras, empieza a querer romper porque su psiquis le prende el semáforo rojo: Cuidado que hay competencia, cuidado que ya no eres el único. Curioso. El amor de los padres lo ayuda a salir de su egoísmo para que aprenda a convivir con (el que viene y con los demás, que aprenda a ceder, para abrirse al otro.
Me gusta preguntarle a los chicos: 'Si tienen dos caramelos y viene un amigo, ¿qué hacen?' Generalmente me dicen: 'Le doy uno'. 'Y si tienen un caramelo y viene tu amigo, ¿qué haces?' Hay duda y van desde 'se lo doy', 'lo partimos' al 'me lo meto en el bolsillo'. Ese chico que aprende a abrirse al otro, en el ámbito social esto supone asumir que la gratuidad no es complemento, no es complemento sino requisito necesario para la justicia. La gratuidad es requisito necesario para la justicia. Lo que somos y tenemos nos ha sido confiado para ponerlo al servicio de los demás -gratis lo recibimos, gratis lo damos- nuestra tarea consiste en que fructifique en obras de bien. Los bienes están destinados a todos, y aunque uno ostente su propiedad, que es lícito, pesa sobre ellos una hipoteca social.» (Homilía de S.S. Francisco, 8 de julio de 2015).

Diálogo con Cristo

Ésta es la parte más importante de tu oración, disponte a platicar con mucho amor con Aquel que te ama.

Propósito

Proponte uno personal. El que más amor implique en respuesta al Amado… o, si crees que es lo que Dios te pide, vive lo que se te sugiere a continuación.
En familia, preparar una despensa o un paquete de diversos artículos para llevarlo a una familia necesitada en los días previos a la Navidad.
«Cada obra de amor, llevada a cabo con todo el corazón, siempre logrará acercar a la gente a Dios.»
(Beata santa Teresa de Calcuta)
Publicar un comentario